General, Media — 30 octubre, 2007 at 11:52 am

Gabilondo renuncia a su condición de periodista por fidelidad al Estado

by

Mañana miércoles, día «mono galáctico azul» del calendario maya («armonizar con el fin de JUGAR, modelando la ILUSIÓN»), la justicia de España dictará la sentencia sobre las bombas del 11-M. Con toda la ingenuidad del mundo, uno debería preguntarse cómo El diario El País (Grupo Prisa, ver más adelante), la adelantó durante este verano. Con algo más de malicia, uno contempla con asombro cómo Iñaki Gabilondo, presentador de la cadena de TV de ese grupo y «buque insignia» de ese conglomerado informativo, decía pomposamente que «sea cual sea la sentencia, será un victoria para el Estado de Derecho». Es decir, que da igual que sea justa o no, lo importante es que el Estado se habrá salvado. Curiosamente, Gabilondo anticipaba en su exposición que mañana habrá muchas noticias («operación salida de puente del 1 de noviembre» y no sé cuántas otras cosas), como dejando entrever que su «foco informativo» no estará en la sentencia.

En otras palabras, el señor Iñaki Gabilondo ha renunciado a su condición de periodista (contrastar la noticia, buscar la verdad, cuestionar) en base a su fidelidad al Estado. Ha quedado meridianamente claro. Sea lo que sea, a él le parecerá bien.

Una vez más, recomiendo volver a ver «En el nombre del Padre», y también «Agenda Oculta».

Compartir noticia:
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin