Política actual — 27 julio, 2018 at 7:25 am

La inteligencia rusa confirma que Trump se dispone a tomar el control de la Fed/El plan para eliminar el diesel busca paralizar la economía mundial

by

Si unís los grandiosos mensajes de anteayer de Q con este informe de la inteligencia rusa de ayer, resolveréis la ecuación de “lo que está a punto de suceder”.
Bajo el farragoso título “Trump comienza la cuenta atrás hacia ‘El Evento’ que sacudirá el mundo hasta su corazón- y para el cual Putin se prepara ordenando la construcción del puente más largo del Planeta“, os encontraréis una cuantas informaciones que os he ido dando en los últimos días, particularmente la de que “Trump está listo para tomar el control de la Reserva Federal”.
En ella, se recuerda la admiración de Trump por el presidente Andrew Jackson que, al margen de plantar cara a la banca central, ¡fue el fundador del Partido Demócrata! (paradojas de la vida). Dejando al margen esos interesantes datos históricos, este informe de Sorcha Faal trae “el regalo” de la explicación de cómo la Reserva Federal y el Banco Central Europeo al alimón con los bancos centrales de Japón, Reino Unido, Canadá y Suiza engañaron a la Humanidad con la supuesta salida a la crisis del 2008. Básicamente, es un intercambio temporal de “cromos” (dólares versus euros) en el que el Banco Central Europeo paga un interés del 1% sobre el valor de mercado del día de la compra por esos dólares que obtiene a cambio de los euros y que a su vez prestará a los bancos europeos que decida.
A la pregunta de ¿por qué el Banco Central Europeo no compra dólares directamente en el mercado y la Reserva Federal, a su vez, vende directamente a los bancos europeos (saltándose al BCE)? la respuesta es que ambos bancos necesitan una contabilidad fictia. Después de que el dinero para salir de la crisis fuera a parar a bancos extranjeros, la Fed no quiere la deuda de esos bancos en su balance (daría demasiado “el cante”), pero un intercambio de divisas con el Banco Central Europeo no es técnicamente “un préstamo”.
El descomunal desfalco de las arcas públicas norteamericanas con el que se recuperaron los bancos fue ocultado por la prensa (una vez más, podéis ver las cifras), e hizo que el empresario Donald Trump, que lleva 50 años trabajando con ellos, se diera cuenta de lo que realmente estaba sucediendo y se decidiera a luchar por la Casa Blanca, tomando como su asesor financiero al opositor a la Reserva Federal John Allison IV al cual, para no atraer la atención de los sionistas, colocó entre su equipo de asesores (y no al frente de la Reserva Federal). El año pasado, y coincidiendo con el eclipse (hoy hay otro), el secretario del Tesoro Mnuchin y el líder republicano del Senado McConnell inspeccionaron las reservas de oro de Fort Knox, Kentucky. Lo que encontraron debió ser tan patético que los chinos y rusos comenzaron a comprar oro a mansalva, llegando Rusia a contar con 2000 toneladas de oro en la actualidad. Según la inteligencia rusa, el actual precio del oro físico de 1200 dólares la onza está manipulado por la emisión de oro-papel, y su verdadero precio debería ser entre 25.000 y 40.000, pero en el 2020 podría pasar a ser de 65.000. Después se relata la iniciativa, ya conocida, de Rusia y China por crear su propio mercado de oro y la supresión del dólar en el intercambio de petróleo.
Este escenario está preparado por el Partido Demócrata para llevar a los Estados Unidos a la completa desintegración de su economía y así el Estado lo salvaría, convirtiendo al país en una dictadura comunista. Lo curioso es que son los estudiantes, totalmente insolventes de sus préstamos para ir a la Universidad, quienes más apoyan a Hillary Clinton. La fecha planeada es 2020, cuando una nueva reglamentación ecologista sobre hidrocarburos va a eliminar drásticamente el diesel en el transporte marítimo (ESO EXPLICA LAS MEDIDAS DEL PSOE CONTRA EL DIESEL, CLARO) y dado que la mayor parte de las refinerías no van a poder adaptarse se producirá una parálisis de la economía. Por eso es por lo que Trump está listo para tomar el control de la Reserva Federal, volver al patrón-oro y terminar con la deuda.
El reseteo del sistema monetario, en definitiva.
Con esta información todo queda más claro, ¿verdad?
PD: En su último informe, el analista financiero Jim Willie precisa que para volver al patrón-oro Estados Unidos necesita hacer tres cosas.
1-Eliminar el déficit de 21 billones de dólares.
2-“Encontrar” 10.000 toneladas de oro para avalar su moneda.
3-Reindustrializar su país para compensar los 60.000 millones de déficit en la balanza comercial.
En lo que he leído, este informe encaja bastante con lo que dice Sorcha Faal.