Política actual — 27 junio, 2020 at 11:17 am

Los primeros pasos del reseteo del sistema monetario inducen a pensar que habrá un segundo confinamiento (para impedirlo)

by

Hay tres factores que confluyen, y se influyen mutuamente, que determinan lo que va a pasar con nuestras vidas en los próximos meses, años (y en el futuro de la Humanidad): reseteo del sistema monetario/liberación de fondos de prosperidad, detenciones de la élite satánica/corrupta y nuevo confinamiento de la humanidad en base a un rebrote ficticio del coronavirus.
Las fuentes que estoy leyendo desde varias direcciones confirman que ya se está produciendo el pago de los superbonos históricos, grandes cifras que, en cascada, suponen la cancelación de las deudas y la liberación de los fondos de prosperidad. El actual colapso del mercado del oro, Comex, es una consecuencia, también, de estos movimientos que marcan el retorno del patrón-oro y que viene avalado por un tuit de Donald Trump, desde una cuenta personal, de su hotel en Las Vegas y que estás viendo más abajo. Después de analizarlo concienzudamente, me di cuenta de que: 1-Trump ha utilizado una cuenta personal para lanzar este mensaje, que en los foros de los fondos de prosperidad se interpreta como el «disparador» del proceso, y que coincide con un montón de movimientos que se están reportando. 2-El anuncio procede del estado de Nevada, que es, precisamente, el lugar desde donde se inicia ese proceso, por todo el asunto de la reserva india, que se rige por el derecho natural, previo a la creación de la corporación de los Estados Unidos de América. 3-En la imagen se ve el edificio, como con color dorado, y unas nubes, con el lema: «El oro es el patrón, pero los revestimientos de plata son muy importantes, también», lo que encaja con la importancia, referida por Jim Willie, que la plata va a tener en esta nueva etapa de la Humanidad. En definitiva, es altamente fiable que este tuit tenga unas implicaciones brutales, y eso, por supuesto, la élite lo sabe, porque significa que las detenciones están a la vuelta de la esquina, y ellos tienen que mover ficha, a su vez. De hecho, se está comentando que los ataques de los Antifas están sucediendo, precisamente, en aquellos lugares donde se producen las citas para liberar los fondos de prosperidad, es decir, que su verdadero propósito es impedirlo.


Los últimos mensajes de Q, a su vez, han ido dirigidos a aleccionar a los «soldados digitales» para participar en la inminente batalla que se acerca en las próximas semanas, y que no puede ser otra que apoyar las detenciones, que serán presentadas dios sabe cómo por los medios de comunicación oficiales.
En este orden de cosas, y teniendo en cuenta que la élite sabe que su final se acerca, su manera de impedirlo es utilizarnos a nosotros, la Humanidad, como «moneda de cambio», organizando un nuevo secuestro, llamado «confinamiento», bajo el pretexto de un nuevo rebrote del coronavirus.
Una fuente con contactos con altos funcionarios del estado español me ha revelado que ayer les anticiparon que en los próximos meses «volverían a teletrabajar», señal de que preparan un «rebrote». Todo ello encajaría con la dinámica que os estoy describiendo: este posible nuevo confinamiento sería su última baza para impedir las detenciones.
Por eso, el próximo 11 de julio hay que manifestarse desde la Plaza de Cibeles de Madrid, contra la nueva normalidad y el Nuevo Orden Mundial, porque probablemente no haya más oportunidades de hacerlo.
Recuérdalo.

Compartir noticia:
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin